PLANEACION archivos - Corporación Autónoma Regional de La Guajira - Corpoguajira

La decisión se tomó teniendo en cuenta el desarrollo del fenómeno de El Niño y alerta roja en la que se encuentran los 15 municipios de La Guajira por la ocurrencia de incendios forestales.

A través de la Resolución 0126 del 25 de enero de 2024, la Corporación Autónoma Regional de La Guajira, Corpoguajira, prohibió temporalmente las quemas abiertas controladas en zonas rurales, las cuales se realizan para la preparación de terrenos en los que se van a desarrollar actividades agrícolas u otro tipo de labores y actividades mineras.


Entre estas actividades están la preparación del suelo para cultivos, el descapote del terreno para minería, la recolección de cosechas o disposición de rastrojos y las fogatas domésticas con fines recreativos.


En la normativa también se determina que los residuos de cosechas deberán disponerse en forma adecuada mediante la eliminación o incorporación al suelo, utilizando métodos mecánicos manuales. Igualmente se indica que la preparación de áreas para nuevas siembras deberá realizarse mecánicamente, excluyendo la práctica de quema de rastrojo o descapote.


El acto administrativo se socializará con los alcaldes de los municipios guajiros con el fin de que activen los consejos municipales para la gestión del riesgo de desastres e implementen los protocolos de actuación previstos en la Estrategia Municipal de Respuesta y lo consignado en los planes de contingencia, para la atención inmediata de cualquier evento que suceda.


La decisión se toma teniendo en cuenta el desarrollo del fenómeno de El Niño en todo el país y la alerta roja en la que se encuentran los 15 municipios de La Guajira por ocurrencia de incendios forestales. La prohibición estará vigente mientras persistan los efectos ambientales generados por el intenso verano.

Según el Sistema de Alerta Temprana, estos se encuentran en los municipios de Albania, Barrancas, San Juan del Cesar y Fonseca.

El Sistema de Alerta Temprana de Corpoguajira alertó sobre la detección de 35 puntos de calor en el departamento, los cuales tienen un alto riesgo de desencadenar incendios forestales.


De estos puntos de calor, 18 se encuentran en el municipio de Albania, 11 están en Barrancas, 4 en San Juan del Cesar y 2 en Fonseca, según explicó la meteoróloga, Leydi Rodríguez, quien agregó que se advierten altos niveles de radiación solar por los prolongados y fuertes intervalos soleados en todo el departamento.


“Es necesario que se haga seguimiento a estos focos de calor para prevenir emergencias”, indicó.


Igualmente recordó que son once los municipios que continúan en alerta roja por posible ocurrencia de incendios en la cobertura vegetal debido a los efectos del fenómeno de El Niño.


Los municipios que presentan esta vulnerabilidad son Barrancas, Dibulla, Distracción, El Molino, Fonseca, Hatonuevo, La Jagua del Pilar, Riohacha, San Juan del Cesar, Urumita y Villanueva, mientras que en el municipio de Manaure hay alerta amarilla. Además se activó la alerta naranja para el municipio de Albania.


Corpoguajira hace un llamado a los entes territoriales y a los comités de gestión del riesgo a implementar planes de contingencia que incluyen acciones de prevención, mitigación y educación ante este fenómeno.

Por su parte, la entidad ambiental reitera a la comunidad en general no realizar quemas controladas para cultivo, no hacer ningún tipo de fogatas, apagar y desechar adecuadamente las colillas de cigarrillos en lugares seguros, especialmente en áreas boscosas, reportar la presencia de humo o focos de fuego inmediatamente al cuerpo de Bomberos, utilizar en todo momento protector solar, mantenerse hidratado y usar ropa cómoda y fresca.


El Gobierno Nacional, a través del Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible, ya estableció una Sala de Crisis con la Unidad Nacional de Gestión del Riesgo y Desastres, UNGRD, gobernadores y alcaldes de las ciudades capitales por emergencias del fenómeno de El Niño para definir acciones de atención en 176 municipios priorizados.

Conforme a los monitoreos más recientes del Ideam y del sistema de Alertas Tempranas de Corpoguajira, una onda tropical ubicada en el océano Atlántico, aproximadamente en una zona de baja presión, continúa su desplazamiento hacia el oeste, a una velocidad aproximada de 55 km/h. El sistema en observación en el mar Caribe tiene una probabilidad del 100% de convertirse en formación
ciclónica en las próximas 48 horas.
El pronóstico indica que independientemente de su desarrollo, es probable que afecte al noreste de Colombia con fuertes precipitaciones y ráfagas de viento. Se prevé incremento de la nubosidad y precipitaciones a partir del día de hoy jueves, especialmente en La Guajira y estribaciones de la Sierra Nevada de Santa Marta.

En este sentido, se prevén lluvias de moderadas a fuertes en algunos sectores; de igual manera vientos con rachas de hasta 35 nudos en tierra e incluso más potentes en el área marítima. No se descarta la ocurrencia de vendavales y la formación de trombas marinas.

La presencia de tormentas eléctricas será́ significativa durante las siguientes horas. Corpoguajira hace un llamado a la comunidad en general a mantener la calma y a seguir la información emitida por las entidades técnicas autorizadas.

Adicionalmente, hizo las siguientes recomendaciones: evitar conducir vehículos cuando se presenten lluvias; si vive cerca de ríos o laderas, estar muy atento y dar aviso a las autoridades si se identifican cambios anormales como ruidos, caída de material o cambio de color en el agua.

Asimismo, en caso de presentarse una tormenta eléctrica, recomendó resguardarse en un lugar seguro; no ubicarse debajo de los árboles o antenas de comunicación; desconectar los electrodomésticos y abstenerse de utilizar el teléfono celular hasta que las descargas eléctricas terminen.

Finalmente, indició que también es de vital importancia limpiar y asegurar los techos, canales y canaletas de las viviendas para evitar inundaciones, y motivar a los familiares y vecinos a desarrollar planes de emergencia, donde se establezcan los responsables de informar a la comunidad y dirigir las actividades ante la ocurrencia de cualquier eventualidad.

Ir al contenido